LA BASURA QUE COMEMOS

LA BASURA QUE COMEMOS

LA BASURA QUE COMEMOS / COMIDA BASURA: LA PLAGA DE LOS ALIMENTOS PROCESADOS

martes, 29 de julio de 2008

La dieta mediterránea, desplazada por grasas y calorías

La dieta mediterránea, desplazada por grasas y calorías

  • La FAO explica que los nuevos hábitos han desplazado a la tradicional forma de alimentarnos
  • El resultado es más obesidad y sobrepeso, sobre todo en España, Italia y Grecia
Ampliar fotoGrasas y proteínas animales están desplazando a la típica dieta mediterránea.

Grasas y proteínas animales están desplazando a la típica dieta mediterránea.REUTERS / ALBERT GEA

RTVE.es  29.07.2008 - 18:56h

A pesar de ser una de las más recomendadas por los expertos, la dieta mediterránea está siendo desplazada por otros hábitos alimentarios en la cuenca mediterránea, su lugar de nacimiento.

Esta es la conclusión más importante de un estudio de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la  Alimentación (FAO) realizado por Josef Schmidhuber. El experto asegura que este hábito alimentario basado en frutas y verduras frescas "ha decaído y se encuentra en estado moribundo".

Los españoles, de los que peor comemos

España se encuentra entre los países que más radicalmente ha modificado su forma de alimentarse, según el estudio. Mientras la media de ingesta de calorías en 15 países europeos se incrementó en el 20% entre 1964 y 2002, en España lo hizo en el 30%. Lo mismo ha ocurrido en países como Italia, Grecia, Portugal, Chipre y Malta.

Estos datos se traducen en que más de la mitad de los italianos, españoles y portugueses sufren sobrepeso, aunque la peor parte se la llevan los griegos. Grecia es "el país de la Unión Europea con la media más alta de Índice de Masa Corporal y la tasa más alta de sobrepeso y obesidad" ya que "tres cuartas partes de los griegos tienen sobrepeso o son obesos", según Schmidhuber.

La tradición culinaria en los países mediterráneos se está perdiendo, y, además, ninguno de los estados europeos sigue la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de que el aporte energético de las grasas no sea superior al 30% en la dieta diaria.

El estudio revela que España es la más 'glotona' al tener un 40% de grasas en su dieta diaria, cuando hace 40 años apenas llegaba al 25%.

Causas diversas

Las causas de este deterioro de la dieta son muy variadas, según el autor del estudio. Sin embargo, destaca la prosperidad económica de Europa meridional, el norte de África y Oriente Próximo, ya que la población ha empleado el dinero en comer más grasas y proteínas animales.

También destaca la incorporación de la mujer al mundo laboral, lo que no deja tanto tiempo para cocinar; el desarrollo de los supermercados y la costumbre de salir a comer fuera de casa.

El informe fue presentado en un seminario organizado por el California Mediterranean Consortium, formado por siete instituciones académicas de Estados Unidos y la Unión Europea para el seguimiento de los productos mediterráneos en el mercado mundial.



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Hábitos alimenticios con más calorías están provocando un deterioro de la dieta mediterránea, según la FAO

Los nuevos hábitos alimenticios con más calorías están provocando un deterioro de la dieta mediterránea, según la FAO

   MADRID, 29 Jul. (EUROPA PRESS) -

   El cambio en los hábitos alimenticios y un mayor consumo de carnes y grasas, ricas en calorías, están provocando un "rápido deterioro" de la dieta mediterránea en los países europeos como España de donde es propia, según se desprende de un estudio de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

   Según este informe, la "creciente prosperidad" de la población en Europa meridional, el norte de África y Oriente próximo está propiciando que la dieta basada en frutas y verduras frescas se haya sustituido por alimentos "demasiado grasos, salados y dulces", explicó el autor del estudio, Josef Schmidhuber. Esto provoca que la dieta mediterránea haya "decaído y se encuentre en estado moribundo".

   De hecho, entre 1962 y 2002 la ingesta diaria de calorías en Europa creció un 20 por ciento y pasó de 2.960 a 3.340 kilocalorías. Sin embargo, en Grecia, Italia, España, Portugal, Chipre y Malta, que inicialmente eran países más pobres que sus vecinos del norte, el aumento del consumo de calorías fue del 30 por ciento.

   Esto ha provocado, por ejemplo, que Grecia sea hoy el país de la Unión Europea con la media más alta de Índice de Masa Corporal (IMC), y cuente con la tasa más alta de sobrepeso y obesidad.

   Además, más de la mitad de los italianos, españoles y portugueses sufren igualmente de sobrepeso, quizá relacionado con el "notable incremento de calorías y carga glicémica" que se ha producido en las dietas de los residentes del Norte de África y Oriente próximo.

   Ante el aumento de casos de obesidad, la FAO y la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó que los lípidos no sobrepasaran el 30 por ciento del total del aporte energético de la dieta. Sin embargo, en Grecia, Italia y España, donde la grasa constituye el 40 por ciento de la dieta.

POSIBLES MOTIVOS DEL CAMBIO

   Schmidhuber atribuyó estos cambios en los hábitos alimentarios a la mayor renta per cápita de los ciudadanos, pero también a factores como el desarrollo de los supermercados, los cambios en los sistemas de distribución de alimentos, el hecho de que las mujeres trabajadoras tengan menos tiempo para cocinar, y a la costumbre de comer con mayor frecuencia fuera de casa, a menudo en establecimientos de comida rápida.

   Al mismo tiempo las necesidades de calorías han disminuido, "la gente realiza menos ejercicio y se ha pasado a un tipo de vida mucho mas sedentario".

   Sin embargo, y quizá motivados por este "deterioro", hace un año que España busco el apoyo de la Unión Europea para proponer que la dieta mediterránea se incluyera como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la UNESCO, basándose en su "tradición milenaria" como alternativa para combatir problemas de salud como la obesidad o las enfermedades coronarias.

   Además, la importancia de esta iniciativa radicaba en el "alto interés económico" para España y las numerosas del sector dedicadas a producir alimentos característicos de dicha dieta, como son los cereales, el aceite de oliva, las frutas y verduras, y el sector vitivinícola.



--
AHANAOA A. C.
Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
http://www.nutriologiaortomolecular.org/
http://www.seattlees.com/

Humor organico

Detener el aumento de las enfermedades crónicas

Detener el aumento de las enfermedades crónicas
La epidemia de todos

por Víctor Hugo Durán

Se creía que las patologías crónicas eran "enfermedades de los ricos", pero ya no es así. Los países en desarrollo están padeciendo un aumento repentino de muertes y enfermedades debidas al cáncer, las cardiopatías, los accidentes cerebrovasculares y la diabetes.

La buena noticia es que casi todo esto puede evitarse.

VIDEO COMIDA CHATARRA