LA BASURA QUE COMEMOS

LA BASURA QUE COMEMOS

LA BASURA QUE COMEMOS / COMIDA BASURA: LA PLAGA DE LOS ALIMENTOS PROCESADOS

sábado, 22 de enero de 2011

Pide OMS controlar spots de los alimentos chatarra (Milenio.com)

Pide OMS controlar spots de los alimentos chatarra (Milenio.com)

En el mundo existen 42 millones de menores de edad con obesidad, de los cuales 35 millones viven en países en desarrollo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomendó a sus países afiliados controlar la difusión de publicidad de alimentos altos en grasa para mejorar la alimentación de los niños.

El coordinador de la OMS en materia de prevención, Tim Armstrong señaló que "la obesidad infantil se está incrementando, y lo peor es que 35 millones de los 42 millones de niños obesos viven en países en desarrollo".

Armstrong destacó que, en el creciente contexto de globalización, los niños de todo el mundo están sometidos a publicidad y otras formas de mercadotecnia de alimentos y bebidas ricas en grasas, azúcar o sal, incluso con técnicas que consiguen llegar a los menores en escuelas y guarderías.

El experto recordó que un niño obeso será un adulto enfermo con males no transmisibles, como los cardiovasculares, el cáncer, diabetes o enfermedades respiratorias crónicas, que causan 60 por ciento de las muertes a nivel mundial.

Las recomendaciones publicadas fueron elaboradas con las aportaciones de los estados miembros y de otras partes interesadas —entre ellas importantes industrias alimentarias— durante la última Asamblea Mundial de la Salud celebrada en mayo de 2010.

Entre las empresas que participaron en los debates, Armstrong citó a grandes transnacionales como CocaCola, Kellog's, McDonald's, Nestlé, Pepsico o Kraft.

Las recomendaciones de la OMS son de carácter general, con el objetivo de que las políticas nacionales reduzcan el impacto de la promoción de estos alimentos.

Según el texto, el objetivo puede realizarse a través de la reducción a la exposición de los niños, bien sea de forma integral restringiendo toda promoción de productos ricos en grasas, azúcares o sal, o legislar sobre los canales u horarios televisivos en este sentido.

También recomienda la OMS que los centros de reunión infantiles, como colegios, lugares de juego, u otros, estén libres de toda forma de promoción de estos productos nocivos.

En la asamblea, los países constataron que la publicidad de productos con grasas saturadas y ácidos grasos tipo trans dirigida a niños es común en todo el mundo.

Diferentes estudios han demostrado que la publicidad televisiva influye en las preferencias alimentarias, las solicitudes de compra y las pautas de consumo de los niños.

Ningún país es ajeno a esta tendencia, como destacó el director general de Salud de Noruega, Bjorn-Inge Larsen, la obesidad infantil en su país se ha doblado en los últimos diez años.

"Está comprobado que el marketing aumenta el consumo del tabaco y de alcohol, por lo que tenemos razones para pensar que lo mismo ocurre con este tipo de alimentos malsanos, por ello, la política de Noruega quiere ir en la dirección de reducir esa publicidad", señaló.

La globalización y el impacto de las nuevas técnicas y métodos publicitarios —como valerse de famosos, mascotas o actividades filantrópicas— no deja a salvo ni a países pequeños y perdidos en mitad del Pacífico, como Samoa.

"La población autóctona de Samoa era alta y fuerte, y ahora es gorda y obesa. Tenemos un creciente problema de obesidad infantil y las enfermedades no transmisibles son la principal causa de mortalidad", constató la secretaria de Salud de Samoa, Toelupe Palantina.

"Aunque en 2008 pudimos aprobar leyes de control del tabaco, en el caso de estos alimentos y bebidas malsanas sufrimos una fuerte presión de las multinacionales, así como de la industria local", agregó.

Walmart venderá más comida saludable

La cadena de supermercados más grande de Estados Unidos, Walmart, anunció un plan de reestructuración para ofrecer alimentos más saludables en sus tiendas.

El plan de la empresa, anunciado como "Carta Nutricional", incluye reducir grasas, azúcares y contenido de sodio en los productos de sus marcas propias. Además de bajar los precios de verduras y frutas.

La medida adoptada por Walmart fue anunciada el jueves por la primera dama de ese país, Michelle Obama, como parte de la campaña del gobierno iniciada en febrero en contra de la obesidad infantil.

Ante el movimiento de Walmart, se espera que otras grandes empresas alimenticias sigan sus pasos.

Pero como recordó la especialista en temas de salud de BBC Mundo, María Elena Navas, anuncios similares hechos por otras empresas en el pasado no se han traducido en medidas concretas.

La medida adoptada por Walmart no es de poca relevancia: el volumen de venta de la cadena de supermercados —140 millones de visitas a la semana— podrá cambiar no sólo los hábitos de los consumidores, sino también los de los productores de alimentos.

Sin embargo, los cambios en la mesa no serán inmediatos. Según el anuncio de la cadena, tendrán efecto para 2015 con una reducción de 25% en los niveles de sodio, de 10% en los azúcares añadidos, la eliminación de todas las grasas saturadas industriales, un logotipo que identifique los alimentos y una reducción de mil millones anuales en el costo de frutas y verduras.

"Ninguna familia debería tener que elegir entre la comida que es saludable y la que puede pagar", dijo Bill Simon, presidente y director ejecutivo de la división estadunidense de Wal-Mart.

Pero los expertos también piden cautela con este tipo de anuncios, hasta que la empresa cumpla los controles de calidad.

(Washington. BBC)

Ginebra. EFE


--
AHANAOA A. C.
Miguel Leopoldo Alvarado
Fundador y Presidente
http://www.nutriologia-ortomolecular.info
Publicar un comentario

Humor organico

Detener el aumento de las enfermedades crónicas

Detener el aumento de las enfermedades crónicas
La epidemia de todos

por Víctor Hugo Durán

Se creía que las patologías crónicas eran "enfermedades de los ricos", pero ya no es así. Los países en desarrollo están padeciendo un aumento repentino de muertes y enfermedades debidas al cáncer, las cardiopatías, los accidentes cerebrovasculares y la diabetes.

La buena noticia es que casi todo esto puede evitarse.

VIDEO COMIDA CHATARRA