LA BASURA QUE COMEMOS

LA BASURA QUE COMEMOS

LA BASURA QUE COMEMOS / COMIDA BASURA: LA PLAGA DE LOS ALIMENTOS PROCESADOS

sábado, 14 de enero de 2012

Comida chatarra daña el cerebro / Reveló un estudio que el consumo de ciertas grasas, presentes en las comidas rápidas, podría afectar el cerebro y la inteligencia (Revista gobierno)

Comida chatarra daña el cerebro / Reveló un estudio que el consumo de ciertas grasas, presentes en las comidas rápidas, podría afectar el cerebro y la inteligencia (Revista gobierno)

Un equipo de investigadores de la Universidad de Washington, en Estados Unidos, observó que la materia gris recibe señales confusas y disminuye su capacidad para controlar el apetito tras la ingesta de grasas trans.

El estudio, realizado en seres humanos y roedores, reveló que la obesidad se asocia con un daño neuronal en el área del cerebro que controla el peso corporal, el hipotálamo. Los ratones que consumieron grasas trans perdieron neuronas, específicamente en las secciones cerebrales que protegen el organismo del aumento de peso.

Según Michael Schwartz, director del equipo investigador, las lesiones por culpa de la obesidad no significan daño cognitivo. Es decir, aunque sí afectan el control del peso, no cambian las funciones superiores del cerebro.

De igual manera, un segundo equipo de investigadores del Centro Médico Beth Israel Deaconess, también en Estados Unidos, determinó que el volumen de las células nerviosas del hipotálamo es inhibido por la obesidad.

Las grasas trans son ácidos grasos insaturados y se encuentran principalmente en alimentos industrializados hidrogenados, como la margarina o los pasteles horneados. De igual manera, pueden estar presentes en la leche y la grasa corporal de carnes en pequeñas cantidades.

--
AHANAOA A. C.
Miguel Leopoldo Alvarado
Fundador y Presidente
http://www.nutriologia-ortomolecular.info
Publicar un comentario

Humor organico

Detener el aumento de las enfermedades crónicas

Detener el aumento de las enfermedades crónicas
La epidemia de todos

por Víctor Hugo Durán

Se creía que las patologías crónicas eran "enfermedades de los ricos", pero ya no es así. Los países en desarrollo están padeciendo un aumento repentino de muertes y enfermedades debidas al cáncer, las cardiopatías, los accidentes cerebrovasculares y la diabetes.

La buena noticia es que casi todo esto puede evitarse.

VIDEO COMIDA CHATARRA